Cómo encontrar a tu partner logístico ideal

Cómo encontrar a tu partner logístico ideal

Cualquiera podría escribir en un buscador de internet «logística para empresas«. Entonces, te aparecerá en las primeras posiciones los anuncios o las páginas web mejor trabajadas en el apartado SEO (Search Engine Optimization. En español, optimización de motores de búsqueda).

 

A pesar de que se trata de un aspecto positivo ya que podemos valorar que la empresa que nos aparece demuestra su interés y trabajo por su posicionamiento y cuidado de marca, no es un factor clave a tener en cuenta para la elección de tu operador logístico externo.

 

De hecho, lo primero que debes de hacer es un análisis (tanto externo como interno) de tu empresa para así poder entender qué necesidades logísticas tienes.

Por consiguiente, encontrarás unas debilidades que deberás trabajar y unas fortalezas que podrás potenciar y ya seguido a esto te podrás plantear unos objetivos SMART (específicos, medibles, alcanzables, realistas y marcados en un tiempo) para proponer a tu futuro operador logístico.

 

¿Y esto no debería realizarlo directamente el operador? La respuesta es no. El operador logístico trabajará un análisis con un punto de vista externo los mismos apartados, pero es esencial que tú previamente los hayas trabajado para asegurarte de que tenéis una visión similar y qué puntos no eras capaz de ver desde dentro del negocio.

 

Te recomendamos que asistas a alguna auditoría gratuita en la cual puedas hablar con un experto en la materia que te podrá guiar en las preguntas. En el caso de Boxmotions no dudes en dejarnos tus datos haciendo click en necesidades logísticas para una consulta sin compromiso.

 

Habiendo realizado previamente un análisis pasamos a las siguientes recomendaciones:

 

Especialista en servicio y/o producto

 

No es lo mismo enviar una camiseta, que una botella de vino que un canapé. A pesar de que un operador pueda realizar servicio de logística integral de diferentes tipos de producto, debemos consultar al menos con los especialistas. Es de ese modo como nos podemos asegurar que el servicio sea de calidad y además, los costes sean menores.

 

Del mismo modo, variará un operador que sea especialista de grandes cargas de otro de Last-Mile Delivery u otro que tenga una especialidad tecnológica como es el caso de las entregas programadas o seguimiento de producto.

Sin embargo, esto no quiere decir que no puedas unificar proveedores en uno, sino que prestes especial atención a tus necesidades prioritarias. Luego busca  servicios extras que aporten valor a tu negocio y a tu cliente final como es un buen servicio de Atención al Cliente que mejore tus reseñas y valoración en internet.

 

Reputación

 

Al escuchar una noticia en algún medio de comunicación es buen hábito el contrastarlo en otra fuente. Del mismo modo, contrastar la veracidad y la fiabilidad de un operador logístico es un aspecto clave a tener en cuenta.

 

Cada vez aparecen más los apartados de «Nuestros clientes» o «Con qué empresas trabajamos» para aportar confianza. Sin embargo, en muchos casos se trata de acciones puntuales y no colaboraciones duraderas por lo que te será de ayuda el contrastar la información de con qué negocios ya trabajan y sus valoraciones en tema de logística para comprobar que estás acertando con tu nuevo operador.

 

Por ejemplo, si tienes una empresa de producto A, pregunta si tu posible operador logístico tiene experiencia con empresas de ese producto y pide valoraciones reales que te puedan mostrar como son las reseñas en Google.

Invierte futuro

 

El tiempo es oro y es por ello que debemos ser firmes en una elección. Cambiar de proveedor cada cierta temporada penalizará en calidad de servicios y en optimización de costes.

 

Es por ello que te recomendamos que al menos pongas vista de futuro (mínimo a un año) para así establecer una relación duradera. Si tu operador logístico no puede garantizarte esto, es que no es el adecuado.

 

Además, será una gran opción la posibilidad de pedir una prueba piloto para valorar de primera mano y en una práctica real las virtudes de tu nuevo operador logístico.

 

Los servicios evolucionan y cuanto mayor es la fluidez en la comunicación de ambas partes, mayor será la optimización de recursos, generando así mayor capacidad de entregas y una reducción en los costes que hará aumentar tu beneficio.

AutorJosé Luis Domínguez Escudero

Especialista en Marketing en Boxmotions & Máster en Dirección de Marketing y Gestión Comercial en ESIC

 

Posts relacionados